Participante

Laura Chamorro

Tiene 26 años, soltera; vive con sus padres, Francisco Chamorro y Vilma Sanabria. Tiene 3 hermanos: Francisco Hernan, Cristhian Daniel y Luz Clara. Le encanta cocinar para su familia y amigos. Es de la ciudad de San Lorenzo.

Dice que cuando está triste, lo único que la hace olvidar de sus problemas es jugar al voleibol, ya que el deporte lo lleva en la sangre, “es la mejor medicina que tengo”.

Lo peor que le pasó hasta ahora es haber dejado la carrera de Fisioterapia (3er año) porque la universidad cerró. También haber colgado los botines, “una mujer no vive del fútbol, eso me impulsó a dejar ese deporte y ponerme a trabajar”, expresa.

Actualmente trabaja con una amiga fisioterapeuta; “al tratar con un paciente me doy cuenta de que a veces nos ahogamos en un vaso de agua”. Ver a los pacientes recuperados le da fuerzas para seguir luchando por la carrera que le gusta.

“La verdad no odio nada, me considero una mujer que cree en Dios, él tarde o temprano le pone a las personas en su sitio. Mi familia es mi pilar y siempre rezo y doy las gracias a Dios por mi vida y por la vida de mis seres queridos”, resalta.

Plato fuerte: comidas de entradas frías como el ceviche; el pate de hígado de pollo,  los canelones de mango rellenos de mariscos.